CAROLINA ARAUJO OVALLE
  *¿Donde esta tu Dios?
 

¡DONDE ESTÁN TUS PRIORIDADES AHÍ ESTÁ TU DIOS!



A lo largo de nuestras vidas vivimos un sinfín de experiencias, unas pasan desapercibidas otras parecen no querer marcharse, algunas vienen acompañadas de alegría infinita que logra inundar todo nuestro ser, otras nos hacen sentir acorralados tiñendo de un color oscuro nuestros sueños creando un contraste entre su tristeza y nuestro mundo de brillantes tonos.
Hemos llegado a quedar presos y con una actitud confusa y ambivalente en tomar cualquier iniciativa, entonces nos sobreviene el conocimiento de nuestra infelicidad y saber que no podemos seguir viviendo como hasta el presente, nos damos cuenta que nos hemos  convertido en farsantes, en simuladores, y comenzamos entonces a "REFUGIARNOS EN EL SILENCIO PARA ESCONDERNOS".

Mi objetivo es que enciendan una nueva luz y el pasado quede en la oscuridad, fuera de sus mentes. Esbocé, no por eso ligeramente, a nuestros antepasados, a personajes del presente y de acuerdo a ellos lo que podría llegar a ser nuestro futuro, para entregarles a ustedes una obra creativa, auténtica, que reconsidera y pone sobre el tamiz, cada fase, cada proceso vividos algunos de forma repetitiva pero no carentes de la convicción válida de lograr una renovada consciencia, menos vulnerable, capaz de soportar los continuos movimientos positivos y negativos a los que de manera favorable o no, nos encaramos habitualmente, recurriendo a mecanismos emcionales influenciados por factores interiores y ulteriores que nos permitan formular soluciones conciliadoras entre las trampas que nos atrapan con barreras imposibles de eludir, volviéndonos prisioneros de las dificultades y las suspicaces fantasías que con su picardía suelen despojarnos con cierta rapidez de todos los agresores externos que nos absorben disminuyendo nuestra libertad siendo incapaces de sostener con mayor frecuencia el goce esencial que caracteriza simbólicamente nuestra condición de seres libres, de hijos de Dios creados a su imagen y semejanza.(Génesis 1:26, Entonces dijo Dios: Hagamos al hombre a nuestra imagen, conforme a nuestra imagen y semejanza; y señoree en los peces del mar, en las aves de los cielos, en las bestias, en toda la tierra, y en todo animal que se arrastra sobre la tierra.)

 
   
 
=> ¿Desea una página web gratis? Pues, haz clic aquí! <=